jueves, 27 de febrero de 2014

Algunos lavamanos tienen grifos cortos que hacen que sea difícil para los niños pequeños para llegar al agua. Usted puede resolver el problema cortando una botella de loción  en la forma que se muestra más abajo y usarlo como un extensor de grifo. Sólo asegúrese de usarl papel de lija o lana de acero para pulir los bordes .

Reacciones:
Categories:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!